-A +A

Atacama y su liderato en materia de energía solar fotovoltaica

F24 de Abril de 2019

Por Kim-Fa Bondi Hafon, seremi de Energía Región de Atacama

Un liderazgo indiscutido es el que ostenta Chile y, en particular Atacama, en lo referente a las energías renovables. La región está en la cima del ranking nacional de capacidad instalada respecto a la tecnología solar fotovoltaica, con 949 MW, lo que representa el 17,4% del total instalado mediante esta fuente de generación a nivel Sudamericano.

Este alentador escenario hace 10 años era impensado. Hasta 2010 nuestra matriz energética provenía en un 100% (953 MW) de centrales térmicas; pero un intenso trabajo realizado durante el primer Gobierno del Presidente Piñera permitió revertir esta situación y que Atacama experimentara un cambio exponencial, es así como hoy un 49% (1.262 MW) de nuestro mix energético proviene de fuentes verdes.

Hoy como Gobierno continuamos en la senda de potenciar las energías amigables con el medioambiente, con auspiciosas proyecciones en lo referente a la materialización de proyectos de alta inversión, fundamentalmente, solares y eólicos, lo que está en línea con la meta de disminución de emisiones planteada en la Ruta Energética y, que a su vez, forman parte de  compromisos internacionales asumidos por nuestro país, como el Acuerdo de Paris.

Es más, este año Chile debe organizar la Cumbre Climática, COP25, lo que representa un hito para nuestro país y su compromiso con la acción climática, el combate al calentamiento global y la transición hacia un desarrollo sostenible, donde las energías renovables aparecen como una herramienta real y efectiva para mitigar sus efectos.

Según la Agencia Internacional de las Energías Renovables, de tomarse las medidas idóneas, se podrían disminuir las emisiones de CO2 en más de 70% para mitad de siglo; e incluso, satisfacer el 86% de la demanda mundial de electricidad con energías renovables al 2050. Esto resulta clave para regiones como la nuestra que poseen una geografía especialmente favorable para el desarrollo de fuentes verdes de generación eléctrica. Lo que nos ha permitido el reconocimiento de diversas instancias internacionales, como Bloomberg, que el año pasado posicionó a Chile en el primer lugar del ranking de mercados emergentes atractivos para invertir en energías limpias.

Si bien Chile ha experimentado una transición energética revolucionaria, la meta de nuestro Gobierno y, en particular, del Ministerio de Energía es seguir profundizando en estos cambios. Queremos avanzar hacia un sector energético cada vez más sostenible, que sea un pilar relevante de nuestra economía y que el desarrollo sea compatible con las expectativas ambientales y sociales que demanda la ciudadanía.